Se realizó el Acto Aniversario de la Policía de Entre Ríos

En el patio de armas de la Jefatura Departamental de Policía de Gualeguay, se recordó esta mañana el 185° Aniversario de la Creación de la Policía de Entre Ríos. Participaron funcionarios de la fuerza y del ámbito político.

El acto contó con la presencia de numerosos funcionarios, entre ellos, el Intendente Federico Bogdan; el Vice Intendente Maurucio Balbuena; la Secretaria de Gobierno, Dora Bogdan; la concejal Veronica Berisso; y el Director Departamental de Escuelas Martín Müller; entre otros. Por el lado de la fuerza, estuvieron encabezados por el Jefe Departamental de Policía Comisario Mayor Marcos Schmunk, y el Subjefe Comisario Inspector Martín Alejandro Macías. Como sucede habitualmente, se realizó en el patio de armas y conmemoró la creación de la Policía de Entre Ríos.

El pario de armas se vistió de gala para la ocasión

Breve Historia

En la web oficial de la PER se nos dice: «La Policía de Entre Ríos podría decirse que nace con la creación de la República de Entre Ríos por el Bando de fecha 29 de Septiembre de 1820 y que designa Comandante Militar de Entre Ríos al Coronel Ricardo López Jordán quien asume el poder policial, con asiento en Nuestra Señora de la Inmaculada Concepción del Uruguay. El poder policial comprendía autoridad, régimen y procedimientos policiales, y se encontraba regido por el reglamento sancionado por el General Francisco Ramírez; dicho Bando lleva la firma del Supremo Entrerriano y Comandante General de la República de Entre Ríos Don Francisco Ramírez. Luego el 21 de Septiembre de 1821, ya muerto Ramírez, ocurre el levantamiento del Sargento Mayor Lucio V. Mansilla, subalterno del Supremo, quien asume el gobierno continuando el mismo régimen policial, como en los gobiernos sucesivos.

En el gobierno del General Pascual Echagüe, cuyo mandato lo ejerce desde el año 1832 a 1841 y, mediante Decreto de fecha 03 de Marzo de 1834, el Congreso dicta la Ley creando los cargos de Juez de Policía de la Capital y de la ciudad del Uruguay, cuyas misiones serían entre otras «el arreglo de las calles, limpieza y aseo de la ciudad y algunas otras atenciones» que serán detalladas en un reglamento a dictarse luego por el Poder Ejecutivo con aprobación de la Sala Legislativa. Se podría decir, que desde entonces, tuvo carácter de tal».