Modificaron por Decreto las licencias por enfermedad en la Educación

El Consejo General de Educación (CGE) decidió introducir sensibles modificaciones en el sistema de control de licencias por enfermedad entre el personal docente y no docente. Entrá y descargate el Decreto.

A partir de un acuerdo con el Ministerio de Gobierno, a través de la Comisión Médica Única, se dispondrá de auditorías médicas en toda la provincia para «seguir de cerca caso por caso y evitar la burocratización de los controles y las irregularidades», según informó Entre Ríos Ahora.

Desde el Ejecutivo aseguran que la idea es bajar el gasto en suplencias. De 40.201 docentes, hay meses en el que los suplentes suman 7 mil, o sea un índice del 17%. Pero la Ley de Presupuesto fija que el índice de suplencias no debe superar el techo del 8%. El decreto 429 del Ministerio de  Gobierno, dictado el 21 de marzo último, aprobó un convenio marco de colaboración para llevar adelante esa tarea. “El régimen vigente de control de licencias por enfermedad se encuentra colapsado, existiendo una demora en las citaciones para revisión que muchas veces supera ampliamente el plazo de la licencia solicitada, lo que genera conflictos con aquellas situaciones que luego no son reconocidas tornando ineficiente el control de las mismas”, dice el texto del decreto.

Y agrega: “De los relevamientos realizados, surge que el Consejo General de Educación por las particularidades propias del servicio educativo que presta, es una de las estructuras de Gobierno con mayor número en su planta de personal, registrando debido a ello un elevado volumen de trámites inherentes a solicitudes de licencias, tanto de corto como de largo tratamiento. Las licencias otorgadas en ese ámbito, repercuten en el normal funcionamiento de sistema educativo, por lo que deben extremarse los recaudos para conseguir un contralor eficiente y tempestivo y así regularizar las situaciones que se encuentran pendientes e imposibilitan al trabajador dependiente del CGE reincorporarse a su lugar de
trabajo una vez concluida su licencia”
.

En ese marco, plantea: «resulta prioritario reorganizar la estructura de la Comisión Médica, que hoy en día resulta insuficiente para cubrir todos los casos de licencia de la Provincia; es por ello que se pretende adquirir recursos humanos, para que los mismos sean  distribuidos en todo el territorio y así poder lograr un mejor control”.

El cambio principal está dado por la distribución de auditores médicos en toda la provincia dispuestos por el Consejo de Educación y la incorporación del control de licencias por enfermedad a través del Sistema Administrativo de Gestión Educativa (SAGE). “El control de licencias será realizado en forma conjunta entre el personal designado por el CGE y el personal asignado por la Comisión Médica, con el propósito de llevar a cabo el objeto del presente”, plantea la nueva normativa.

Nuevos Procedimientos

El docente o no docente deberá informar en forma previa la ausencia por enfermedad: en el caso del docente, 15 minutos antes del horario de inicio de tareas; el personal no docente, antes de las 7,30 para el turno mañana, y 30 minutos después del horario de ingreso para quienes se desempeñen en horario vespertino. Luego, se comunicará la novedad al médico auditor, y desde la escuela se cargará la novedad en el sistema SAGE.

Cuando un docente se domicilie a una distancia menor a 30 kilómetros del médico auditor,  deberá presentar el original del certificado médico particular, a efectos que sea constatada la dolencia y visado el certificado por el Profesional de la Salud  asignado para tal fin dentro del plazo establecido. Los que estén a una distancia de más de 30 kilómetro deberán informar la enfermedad al sistema SAGE vía Internet.

“El empleado que solicite licencia por enfermedad y el médico auditor comprobare que no se encontraba enfermo, será sancionado con un día de suspensión -dice la nueva reglamentación-. Habiendo reiteración en esa conducta, se aplicarán dos días de suspensión por cada reincidencia”. Y apunta que el empleado “está obligado a permanecer en su domicilio a la espera
de la visita del facultativo oficial”.