Juicio por el Correo: alegatos y veredicto

El ex intendente Luis Erro y su secretario de Obras Públicas, Jorge Alberto Arias, están siendo juzgados por malversación de fondos públicos en la obra de remodelación del Correo Argentino. Este viernes declarará el testigo restante y llegará el turno de los alegatos. A partir de ahí, el Tribunal tendrá 5 días para dar a conocer un veredicto.

El Tribunal de Juicios y Apelaciones, integrado por los Dres. Roberto Javier Cadenas, María Angélica Pivas y Alejandro Callejas, está juzgando desde el lunes a Erro y Arias por una denuncia del ex concejal Oscar Logullo, del 13 de mayo de 2009, cuando la Municipalidad de Gualeguay emitió el decreto N°0 266/09, aprobando una cesión de uso por contraprestación de mejoras, reformas y obras, en el inmueble de Urquiza y Mitre. Según el denunciante, el Ejecutivo Municipal habría violado “todo principio contable con registraciones de destinos no verdaderos incurriéndose en una flagrante violación de las obligaciones de los funcionarios públicos y eventualmente efectuando compras directas en el mejor de los casos o peculado por parte de los funcionarios intervinientes, sin perjuicio de otras acciones tales como la utilización de fondos para destinos distintos a los presupuestados”. La acusación está dirigida por el Dr. Gamal Taleb, quien es el nuevo fiscal coordinador de los departamentos Gualeguay, Victoria y Nogoyá. La defensa de Erro está en manos de los Dres. Cullen y Vartorelli.

Qué dice Erro

El ex intendente criticó al Ministerio Público Fiscal “ya que usa tiempo, personal y dinero de todos los entrerrianos en una causa de neto de tinte político y persecutorio. Es una causa sin sustento. No existe ni una sola acción que pueda rozar el delito, ya sea peculado, (la Cámara de Apelaciones ya dijo que no había peculado) ni  malversación o la figura que se quiera inventar, es político y un disparate”, remarcó. El ex intendente consideró que se trata del reflote “de una causa vacía. Estoy tranquilo porque una enorme parte de la ciudadanía sabe que lo que se ha buscado es ensuciarme políticamente, y lograr por medios espurios lo que no pudieron en las urnas”, aseguró.

Cómo sigue 

Tal cual explicamos al comienzo, este viernes es la última audiencia, donde declarará el testigo pendiente, llegarán los alegatos y los imputados podrán hacer uso de la palabra si lo deseen. Luego, el Tribunal tendrá cinco días para definir un vedericto que en caso de ser condenatorio, implicaría una inhabilitación para ejercer cargos públicos de 1 a 3 años.